La Feria Regional del Vino, Queso y Miel tendrá a las legumbres como estrella invitada en Gran Canaria

20 oct 2017

La VIII Feria Regional del Vino, Queso y Miel tendrán este año a las legumbres como estrella invitada en Santa Brígida, localidad que acoge esta edición del encuentro organizado por la Mancomunidad de Medianías de Gran Canaria con el apoyo del Cabildo, informó la consejera de Industria y Comercio, Minerva Alonso.

La ciudadanía que desee asistir a la Feria, el fin de semana del 4 y 5 de noviembre, podrá adquirir un bono especial de ida y vuelta en transporte público por dos euros, con el que podrán ahorrar un 40 por ciento en la tarifa habitual de este recorrido en las líneas de Global, apuntó el consejero de Transportes, Juan Francisco Trujillo, quien dio cuenta del buen resultado de esta línea de promoción del transporte colectivo en grandes eventos.

El recinto ferial de Santa Brígida, ubicado frente al mercado municipal, acogerá esta exposición de productos de la tierra que contará con la participación de 68 marcas de todas las Islas, celebró el presidente de la Mancomunidad de Medianías y alcalde de Santa Brígida, José Armengol.

La Feria contará este año con un amplio programa de actividades en el que destacan una cata infantil de quesos artesanos en colaboración con la Once, una demostración de cocina por una experta en ecocomedores escolares sobre los beneficios de las legumbres y la proyección comentada de un reportaje sobre la trashumancia en las Islas.

Los visitantes también podrán asistir a catas comentadas de vinos, mieles y la actuación de la escuela municipal de folclore de Santa Brígida, además de la entrega de premios del XII Concurso Oficial de Mieles de Gran Canaria.

El Cabildo de Gran Canaria, informó Alonso, aporta 40.000 euros para la celebración de esta feria, iniciativa incluida en el proyecto de Dinamización de Productos Agroalimentarios 2017 de la Consejería de Comercio.

Promoción del sector primario

Las empresas agroganaderas y manufactureras cohabitan en la comarca de medianías de Gran Canaria con el objetivo de generar actividades que promocionan el sector primario y la soberanía alimentaria en la Isla, objetivo del que son resultado pequeños centros de transformación de alimentos como bodegas, queserías y mieleras.

La mayor parte de estas pequeñas empresas son familiares y trabajan de forma artesanal los productos que generan y así contribuyen a la dinamización del empresariado local y a la fijación de la población al territorio rural, que ha visto en las últimas décadas cómo las generaciones más jóvenes se trasladaban a las grandes urbes.

Compartir en Facebook Compartir en Twitter

Imágenes